Alcalde y subdirector en Pemex

Por Lino Zentella

No cabe duda que cuando el río está revuelto es ganancia de pescadores…Así salió Víctor González Valerio la pasada campaña electoral y cachó el cargo de alcalde de Macuspana, en donde deja mucho que desear enredado en escándalos de corrupción: En su fiesta de bienvenida se gastó 6 millones de pesos con cargo al erario…

Remodeló el parque central por 5 millones de pesos y ningún ciudadano la ve…

En sus primeros cien días de desgobierno estalló la bomba en la alcaldía con el congelamiento de los 40 millones de pesos por parte de una institución bancaria, presupuesto del ayuntamiento que tienen a la administración en punto de quiebra…

González Valerio también ha corrompido a regidores de su comuna como el caso de Pedro Gabriel Hidalgo Cáceres, del PAN, quien se convirtió en un palero del alcalde espurio, a cambio de que su esposa Patricia García, siga como juez del registro civil 04 en Ciudad Pemex…

Se gastó más de 12 millones de pesos en un carnaval ficticio…

Y compró dos camiones chatarra a precio de “ganga” por 764 mil pesos para tenerlos arrumbados en el DIF municipal…

Entre un sinnúmero más de tropelías…

Sin embargo lo que atañe a este columnista es señalar que González Valerio ni siquiera debió ser ungido alcalde pues violentó la ley ya que a toda madre se está haciendo millonario con el dinero del pueblo y quincenalmente pasa a cobrar 40 mil pesos como Subdirector del Hospital Regional de Pemex en Villahermosa, ya que tiene planta con Nivel 39 puesto al que nunca solicitó permiso para ausentarse y ocupar un cargo público. Hasta aquí. 

Derrame: ¿Será que nadie esté interesado en demandarle el puesto a Valerio?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *